Conoce tu marca II: Arquetipos de personalidad

En nuestra primera entrada del blog ya hablamos de la importancia de desarrollar y mostrar nuestra personalidad de marca para conectar de manera orgánica con nuestros clientes potenciales.

 

Esto funciona de manera bastante similar a las personalidades humanas: con algunos rasgos conectas, con otros no tanto y otros directamente te generan rechazo.

Cuando conocemos los distintos atributos de una persona o marca, podemos filtrar de manera efectiva nuestras relaciones, tanto a nivel personal como comercial. Si bien puede hacer que algunos clientes no conecten emocionalmente con nosotros, con los que sí lo hagan crearemos un vínculo genuino, generando proyectos y relaciones comerciales estables y beneficiosas para ambas partes.

 

Durante el estudio de las personalidades humanas, el psicoanalista Carl Jung observó patrones de conducta universales, y sobre estos creó 12 arquetipos que definen distintos patrones de comportamientos heredados. Y esos mismos arquetipos pueden usarse en brandign para definir la personalidad general de una marca.

 




Inocente

Son marcas optimistas, que buscan ser felices y que los demás también lo sean. Su principal estrategia suele ser, simplemente, tratar de hacer bien las cosas.

Algunos ejemplos de marcas con arquetipo inocente son Coca-Cola, Dove o McDonalds

Sabio

Se caracterizan por estar en constante búsqueda de información y conocimiento. Son marcas reflexivas e instruidas, como Google o Discovery

Explorador

Atraídas por lo desconocido. Les mueven las nuevas experiencias y descubrimientos. Marcas como The North Face o Red Bull son buenos ejemplos de este arquetipo.

Héroe

Persiguen mejorarse a sí mismas constantemente. Algunos rasgos distintivos son la valentía, la motivación y la honestidad. Nike o Duracell representan bien estos valores.

Mago

Son marcas que desarrollan una visión particular y viven por y para ella. El descubrimiento y el deseo son su motor.

El ejemplo más claro e ilustrativo es Disney, pero también pertenecen a este arquetipo marcas como Absolut, Axe o MasterCar

Rebelde

Inconformistas y justicieros. Buscan el cambio, aunque eso implique cierta destrucción. Consideran que llamar la atención es una buena forma de concienciar sobre aquello que debe ser tranformado.

Algunos ejemplos son Diesel, Desigual o Harley-Davidson

Ciudadano

Les caracteriza el sentido común. Su zona de confort es la pertenencia a un grupo, lo que les da seguridad y bienestar.

Marcas como Ikea , Levi’s o Casa Tarradellas pertenecen a este arquetipo.

Bufón

Solo quiere divertirse. Puede llegar a ser vacilona, pero siempre de forma amistosa. No solo es capaz de reírse de sí misma, también disfruta haciéndolo.

Mixta, Oreo y Doritos se engloban aquí.

Amante

Son atractivas física y emocionalmete, y pecan gustosamente de la lujuria. Les gusta consentir y disfrutar de la intimidad.

Imposible no pensar en Valor o Victoria’s Secret como marcas con perfil de amante.

Cuidador

La prioridad es el bienestar de aquellos que le rodean. Son marcas preocupadas y serviciales, como Mapfre, Nestlé y Heinz

Gobernante

Son marcas poderosas y orgullosas, conscientes de su alto estatus. Su principal estrategia es usar su poder. Ostentosas y muy asociadas al lujo, como Mercedes, Luis Vuitton o Rolex

Creador

Su principal poder es desarrollar procesos y habilidades artísticas. Creativas por definición y con una visión única y rompedora.

Marcas como Apple, Lego y Youtube entran en este arquetipo.

 

 

Pero ojo!

Que tu marca se identifique mayoritariamente con uno de los arquetipos, no significa que todos sus rasgos tengan que ceñirse a él exclusivamente. Como las personas, ciertos contextos o situaciones específicas pueden hacer que enfaticemos más unos u otros rasgos.

Anémona, por ejemplo, se identifica con el arquetipo del creador, pero también tiene ciertos aires del cuidador.

 

Y tu marca o proyecto, ¿a qué arquetipo pertenece?